Pantalla de inicio de Penal Madness.

El propósito de este juego es que el paciente incremente su rango de movilidad articular y fuerza muscular del hombro en el plano frontal. El juego está diseñado de forma que el paciente asume el rol de un portero y el reto que se le impone consiste en detener la mayor cantidad de tiros penales. Para detectar los movimientos del paciente el programa utiliza el sensor Kinect, conectado a una computadora.

Para comenzar, el paciente debe colocarse de pie frente al sensor con los brazos en los costados. Durante el juego se muestra en pantalla una diana indicando el lugar a donde se dirigirá el tiro, el paciente tendrá entonces un determinado tiempo para mover su brazo a esta posición e impedir que el balón entre en la portería. A continuación el paciente debe regresar a la posición inicial y esperar a que aparezca la siguiente diana. Si el paciente dobla los brazos al ejecutar los movimientos, el programa lo registra como un movimiento incorrecto y lo reporta, invitándo al paciente a que él mismo corrija el movimiento.

El programa tiene varias rutinas de ejercicios predefinidas, que incluyen distintos rangos de distancia y ángulos de los brazos, sin embargo, el terapeuta podrá crear rutinas específicas para sus pacientes, con la posibilidad de configurar la velocidad a la que se cobrarán los penaltis y el número de repeticiones de cada ejercicio.

  • local_moviesVer video demostrativo